DESCRIPCIÓN DEL PROYECTO

El Túnel de la Línea, ha sido considerado un reto para la ingeniería colombiana debido a la complejidad de la obra, por sus aguas subterráneas, grandes capas de ceniza volcánica y ocho fallas geológicas, entre ellas la de “La Soledad”  considerada por expertos internacionales como la segunda falla de mayor complejidad geológica y técnica en la construcción de túneles en el mundo y que logró ser estabilizada definitivamente en 2019.

REQUERIMIENTOS

La construcción del proyecto se planteó en dos etapas, cada una constituida por diferentes fases. Para el tramo Calarcá-Cajamarca, que es el que incluye el Túnel de La Línea y sus obras anexas.

La Etapa I incluye dos Fases:

Fase I:

  • Construcción del Túnel Piloto.
  • Construcción Acceso al Portal del Quindío.


Fase II:

  • Construcción del Túnel Principal unidireccional sentido Bogotá - Buenaventura (Túnel II).
  • Construcción de Doble Calzada Calarcá - Américas y Bermellón - Cajamarca.


SOLUCIONES SIKA
Desde el año 1920 se recomendó realizar la construcción de un túnel que cruzara la cordillera central y permitiera la conexión vial, entre el occidente del territorio colombiano y el interior del país, pero sólo hasta el año 2005 se inició la construcción del túnel piloto, con el fin de conocer las condiciones geológicas y la hidrogeología de la zona.

 

Proyecto: INVIAS
Constructor: Consorcio Constructor Conlinea (Estyma-Solarte Conconcreto) / Consorcio La Línea 042 (Hidalgo&Hidalgo) / Consorcio Vía Américas (OHL) / Concay / Concretos Argos.
Fuente: INVIAS / Sika.